martes, 17 de noviembre de 2009

Camps, el dialogante


Cuando uno lleva 20 guardaespaldas pegaos a la chepa, es muy fácil ponerse en plan matón con un chaval que no le ríe las gracias. Camps persigue a un chico que le increpa y después vuelve a su coche oficial, ¡¡eso no me lo dices en la calle!!